Cosas que no sabías sobre la zona intima femenina.

zona intima femenina

Muchos hombres piensan que saben todo sobre sexo. Asumen que saben todo lo que hay que saber para complacer a una mujer, pero también sobre su anatomía y como esta juega un rol importante en las relaciones sexuales.

Un orgasmo, es mejor que una pastilla:

 

Mucho se oye hablar de la excusa del dolor de cabeza, pero la verdad es que tener sexo y en concreto un orgasmo es un excelente remedio para las migrañas, puede funcionar tan bien como una pastilla extrafuerte. Solo tienes que asegurarte de darle un gran placer.

Autolimpieza de la zona íntima femenina: Los genitales de una mujer están diseñados para limpiarse a si mismos. Lo que significa que cualquier tipo de ducha es innecesaria (auqnue si recomendable). También se limpia automáticamente después del sexo.

Zona erógena Punto G y Punnto A: Mucho se habla de este punto G, pero existe otro que puede ser igual de importante, el punto A.  Está localizado en la misma dirección que el punto G pero más prfundo, cerca de la cervix, y puede ser estimulado utilizando las mismas técnicas . Para estimularlo, las posturas adecuadas son: la mujer boca abajo y el varón detrás suyo o la mujer sentada en el borde de la cama y él arrodillado delante.

 

Somos lo que comemos:

 

Las vaginas sanas tienen olor, pero generalmente no es fuerte. Una infección o bacteria puede hacer que huela muy mal, pero este mal olor no siempre significa enfermedad. Muchas de las cosas que una mujer come afectan sus genitales su sabor y olor. Por ejemplo, comer mucha piña y frutas dulces hacen que huela mejor y puede ser genial para el sexo oral, pero vegetales como la lechuga y el espárrago pueden darle un olor insoportable.

La vagina puede “desprenderse”. La vagina puede salirse de su lugar cuando el útero, los ovarios o las trompas de Falopio se mueven de lugar. Este movimiento surge después de operaciones como la histerectomía, pero también puede llegar a pasar sin motivo alguno.

Tener sexo mantiene la vagina joven y saludable. Como el resto de los músculos la vagina necesita ser usada o se pondrá débil y sin forma. En períodos de abstinencia, especialmente cuando la mujer alcanza la edad de la menopausia, el delicado tejido puede deteriorarse. Tener sexo regularmente ayuda a tener los genitales en forma.

Una mujer tiene la habilidad de usar los músculos de su vagina durante el sexo. También llamados  músculos PC . Estos son los mismos que se utilizan para detener la orina, pueden ser reforzados con los ejercicios Kegel y e uso de bolas chinas. Podrías pensar que no son muy fuertes pero lo son. Una mujer puede llegar a levantar  o sostener hasta 10 kilos SOLO con los músculos de su vagina.

Escrito por vibrafaccion