El tamaño no importa pero perjudica. Curiosidades sobre el tamaño del pene

Curiosidades sobre el tamaño del pene

La importancia del tamaño del pene en las relaciones sexuales es una de las eternas discusiones que ha habido siempre en nuestra sociedad, debido a que existen muchas teorías acerca de si las mujeres disfrutan igual independientemente de las dimensiones del miembro o si el hombre responde igual en el acto sexual con tamaños de penes diferentes. Con todo, lo que queda claro es que el tamaño, sin referirnos a los micropenes, aquellos miembros cuya dimensión no superan los 6 centímetros en erección, si nos centramos en el aspecto físico no importa, debido a que las relaciones sexuales no son genitales. Así se podría cerrar uno de los eternos debates pero esta afirmación está llena de matices.

Y es que pese a que realmente el tamaño no importa sexualmente hablando, las personas que miembros de pequeñas dimensiones suelen tener peor vida sexual que las que tienen un pene estándar debido a que los complejos salen a colación en las relaciones, un hecho que acaba por estropearlas. En este sentido, según muchos expertos, la clave para tener una vida sexual muy satisfactoria no proviene del tamaño, sino de confiar en uno mismo, es decir, cuestión de confianza. Una confianza que algunas personas con miembros pequeños no acaban de tener, debido a que durante las relaciones sexuales, sobre todo las esporádicas, no están centrados únicamente en disfrutar, sino que centran sus pensamientos en si el tamaño de su pene dejará satisfecha a su pareja. Lo que supone un verdadero error.

De este modo, como se ha mencionado con anterioridad, la sexualidad es más cerebral que genital, por lo que realmente el tamaño no importa, sino lo que es importante es saber jugar las cartas para estimular a la pareja hasta límites insospechados, centrándose por ejemplo en los preliminares, el juego de la seducción y los sentimientos para dejar que todo fluya hasta el éxtasis final. Además, los complejos son los peores compañeros de viaje, por lo que hay que dejarlos de lado pensando siempre en positivo. ¿Cómo? Pues viendo siempre el lado bueno de las cosas y es que una mujer no siempre prefiere penes de grandes dimensiones, por temor a desgarres u otro tipo de problemas, así que hay que ser siempre positivo.

En este sentido, independientemente del tamaño del pene, lo más importante es centrarse en disfrutar de un momento tan maravilloso como es el coito, relajarse, disfrutar y sobre todo estar seguro de uno mismo, ya que es la mejor receta para estar plenamente satisfecho.

Escrito por vibrafaccion