Juguetes y juegos sexuales, ¡practícalos a distancia!

Juguetes eróticos con mando a distancia

Ahora con la crisis muchas parejas tenéis que separaros por unos meses para buscar trabajo, o porque uno de los dos ha conseguido un trabajo fuera y entre que se instala y veis si podéis vivir juntos, necesitáis separaros.

 

Pero no por eso debe acabar la diversión entre ambos. Aquí os vamos a dar unos consejos para que disfrutéis del sexo telefónico en donde puedas disfrutar con tu chico, o tu chica, sin necesidad de estar juntos.

 

Antes de comenzar, debemos dar gracias a todos los avances tecnológicos que nos facilitan la interacción inmediata tanto por teléfono como por otros medios, que nos facilitan ver u oír a tu pareja aunque esté en la otra parte del mundo, y nos ayuda a mantener la relación a pesar de los kilómetros que nos puedan separar.

 

Aquí os vamos a hablar del sexo por teléfono. Para que os salga bien, os vamos a dar unas pequeñas pautas para que las sigáis y probéis a disfrutar junto a vuestra pareja aun estando lejos uno del otro.

 

Para comenzar, lo mejor que podéis hacer es enviarle un mensaje picante a vuestra pareja para que sepa que estas solo, o sola, en casa y tienes ganas de jugar. Podéis jugar a contaros lo que lleváis, o no, puesto, la postura en la que estas colocada, o en donde estas en ese momento.

 

Si la respuesta es aceptable, podéis jugar a enviar alguna foto insinuante, no muestres mucho, solo algunas partes de tu cuerpo o algún rasgo de tu ropa interior que lleves puesto, para insinuar sin mostrar demasiado.

 

Luego llamaos, poned el manos libres del móvil o teléfono, será muy recomendable para la ocasión. Recuerda hablar con tono suave, sensual y contaos fantasías sexuales o vivencias vividas cuando estabais juntos que os pueda provocar y excitar más aún.

 

Evita reírte en el momento que estéis en el clímax, puede provocar que se corte el rollo y desviar la atención a otros temas.

 

En caso de querer llegar más lejos, siempre podéis usar las cámaras de los móviles o una webcam del ordenador para veros mutuamente desnudos y jugando con vosotros mismos. Eso siempre excita y puede gustaros más.

 

Si alguno de los dos tiene juguete erótico y lo usa con normalidad, siempre podéis usarlo tanto si es por teléfono como por la webcam, ya que es algo que le gustará ver y oír y al que lo usa le ayudará a aumentar el clímax.

El placer a distancia es tan sexy como quieras que sea. ¿Te gustaría jugar?

Escrito por vibrafaccion