Los juguetes sexuales de las celebrities. Sigamos con famosas.

Los Juguetes Eróticos de las famosas

Pocas cosas quedan por saber de algunas famosas que gustan de airear sus intimidades. No solo cuentan al mundo lo felices que son con su nuevo novio, sea toy boy o compañero de rodaje de su última película, sino que terminan confesando que son igualmente felices con sus juguetes eróticos de cabecera.

 

Recordemos a Madonna cuando empezó a mostrarse en videos subidos de tono y comprobemos ahora a Miley Cyrus o Rihanna, ambas muy proclives a las provocaciones claramente sexuales en sus giras, videos y actuaciones. No hay tabú, al contrario, hay una exaltación de la sexualidad, el morbo y Eros es continuamente santificado.

 

Pues bien, algunas de las más célebres famosas internacionales alardean de sus más preciados tesoros elevados a categoría de joyas eróticas, bien por su valor económico o por el de seducción. Que les vuelven locas, vamos.

 

Es el caso de la estirada y plasticosa Victoria Beckham, un compendio de glamour y acartonado carácter que sin duda le hace tener tantos fans como críticas despiadadas. La ex chica picante declara poseer un vibrador atiborrado de diamantes de 10 kilates valorado en la truculenta cifra de 2 millones de dólares. El futbolista le regaló semejante artefacto para no ser utilizado bajo expresa prevención por el agravio del material y de las partes íntimas de la diva.

 

O la más influyente y poderosa de las mujeres emprendedoras, cantante e idolatrada Beyoncé, que consiguió gastarse 6000 dólares con su marido Jay Z en gold’s sex toys, es decir, todo lo “más grande en juguetes eróticos de oro.

 

Otra que no podía faltar en este ranking es la conejita play boy más rica del planeta, la heredera del imperio Hilton Paris Hilton, que no sólo colecciona mini toy dogs sino consoladores carísimos, entre los que se encuentra su favorito de cristal.

 

Como la de Barbados, la cantante Rihanna y sus caprichos cada vez que le hacen fotos regalándose algo más o menos prohibido. Esta vez aseguran que se dejó la nada desdeñable cifra de 1000€ en París comprando juguetes eróticos para sus fiestas.

 

Sin ir más lejos, las fiestas de Britney Spears o Christina Aguilera son de las que hay que disfrazarse con atuendos “hot” y se les ha podido fotografiar vestidas de enfermera, policía o colegiala, disfraces todos muy sexy.

 

La que dice no gastarse un centávo en juguetes eróticos es Lady Gaga. Como sus fans adoran hasta los pestañeos de esta “Mother Monster”, ella declaró que alguno de ellos le ha regalado un juguete erótico que es su favorito. Pero no especifica cuál es, es una pena. También podrás encontrar, en nuestro blog, el mundo de las Celebrities y la lenceria fina.

 

Escrito por vibrafaccion