El estimulador que estimula, buen estimulador será.

estimuladores eroticos punto g

A continuación iniciamos una de las grandes preguntas de la sexualidad y sobre ello queremos hoy centrar nuestra entrada del blog. Hablemos sobre la estimulación y la necesidad de hacer uso de ella. ¿A favor o en contra?

¿Quién no necesita estimularse? Si estuviéramos todo el día con los apetitos a flor de piel esto sería como un circo, dirían unos. Esto sería el Nirvana, dirían otros. Pero claro, siempre y cuando piensen en el sexo, porque el apetito carnal es algo que, como el que sentimos por la comida, a veces hay que estimularlo para poder disfrutar de él convenientemente.

Una vez que tenemos claro que los estimuladores son aquellos que estimulan, aquí lo vamos teniendo ya más claro. Abres tu sección de estimuladores en tu sexshop favorito y te encuentras con una colección enorme de todos los juguetes eróticos que más te gustan y otros que ni siquiera conoces. Y piensas, pues ya solo se trata de elegir. Y compruebas que están todos: los consoladores, los vibradores, las bolas chinas, los plugs y todos y cada uno de los modelos que son específicos por su variedad de prestaciones. Que aunque parezcan lo mismo, no lo son. Y para eso tienes que ir conociéndolos y dejándote sorprender por sus características, las cuales aportan experiencias diferentes y además son percibidas por cada usuario con matices propios que los hacen más singulares aún.

Los estimuladores de próstata (Punto P para ellos) no son ni parecidos a los estimuladores del Punto G. Pero una bola china vibradora sí es un estimulador, frente a un clonador de pene que no lo es en sí mismo pero tiene la propiedad de estimular a una pareja porque les provoca una experiencia erótica y sexual diferente, lúdica a la vez que excitante.

Saborear cada experiencia con juguetes eróticos variados tiene como consecuencia saber cómo disfrutar de tantas posibilidades que nos brinda el sexo en pareja y también para el auto-placer. Sin plantearse de manera racional lo que las técnicas de masturbación pueden hacer por el individuo, ya se ha comprobado que el self-service del placer funciona positivamente y aumenta los niveles de satisfacción sexual de las personas.

O lo que es igual, que la masturbación femenina (esa que ya está dejando de ser tabú), es tan importante como la masculina (esa que se presupone que todos los hombres practican). Las fundas para el pene, los masturbadores tenga egg, las balas o los huevos vibradores, y por supuestos los propios consoladores, son algunos de los estimuladores mejor acogidos por el público.

No nos olvidamos de arneses o strep-ons, incluso de los masturbadores como bocas y manos, senos, vaginas o anos para la estimulación y masturbación masculina y que forman parte de los juguetes eróticos favoritos del usuario masculino.

Escrito por vibrafaccion